martes, febrero 6

Yo, otro

Me gusta mi destino que tiende a desmoronarse.

Imre Kertész

4 comentarios:

Silencio V4 dijo...

Y el mio también. Besitos

mi despertar dijo...

interesante tu blog

Lo-que-serA dijo...

Es que cuando nos da por las patadas... Beso, señor.

Gracias, Mi despertar.

Lety dijo...

Tiene razón, el cemento endurecido no sirve para reconstruir, las "moronas", hasta las del pan, sí.