miércoles, febrero 1

Tú duermes, ya lo sé...

Tú duermes, ya lo sé.
Te estoy velando.
No importa que estés lejos,
que no escuche
tu cadencia en la sombra;
no importa que no pueda
pasar mi mano sobre tu cabeza,
tus sienes y tus hombros.

Yo estoy velando, siempre.
No importa que no pueda acurrucarme
para que tú me envuelvas sin saberlo,
para que tú me abraces sin sentirlo,
para que me retengas
mientras yo tiemblo y digo simplemente
palabras que no escuchas.
Yo puedo estar tan lejos
pero sigo velando cuando duermes.

Julia Prilutzky Farny

Ya está lista la selección de poemas de febrero, en Noctambulario

4 comentarios:

angel dijo...

Descubro en tu blog la grata sorpresa del aviso que haces a tus lectores sobre la actualización de mi espacio de poesía, en el que desde ya te refrendo la bienvenida.

Y lo has hecho con este bello poema de Julia Prilutzky que cierra la selección de febrero.

Gracias, de nuevo, por ello.

.

Lo-que-serA dijo...

Ese espacio suyo, alado, hace las delicias de los asiduos a la poesía. El agradecimiento es, pues, para usted.

Raquel Olvera dijo...

Buenísimo!

Lety dijo...

Si todos los poemas son como este, no podemos perdernos esa visita con Angel, Ay Dios, el itinerario diario me crece como ramas, se me alojan los nidos en los pasos.